creatividad en diseño

Técnicas de Creatividad en Diseño

La creatividad puede estar presente en todos los ámbitos de nuestra vida. Desde que nos despertamos hasta que nos acostamos tenemos miles de ocasiones al día para desarrollarla: resolviendo problemas, creando soluciones innovadoras o encontrando el camino más rápido. Pero si hay un campo donde la creatividad es imprescindible, es en el del diseño. Sigue leyendo este post para descubrir qué técnicas de creatividad existen, cómo desarrollar la creatividad en el arte y el diseño, y por qué la creatividad y la innovación van de la mano y por qué es una genial opción estudiar el Máster en Diseño Gráfico y Creatividad.

¿Qué es la creatividad y qué técnicas de creatividad existen? 

La creatividad se define como la capacidad o facilidad para crear algo novedoso y útil. Esa fluidez creativa puede destacar más en unas personas que en otras, pero no es exclusiva. Al fin y al cabo, la creatividad es una vía para resolver problemas y desafíos en el ámbito profesional y personal. Es una cualidad que se puede entrenar día a día y existen multitud de técnicas creativas que nos ayudan en el proceso. 

Dichas técnicas de creatividad responden a la necesidad de las personas y los equipos de encontrar soluciones a sus problemas. Al contrario de lo que muchas veces se piensa, el proceso de dar con una idea no es siempre espontáneo e innato, sino que requiere de esfuerzo y metodología.

¿Qué es la creatividad?

A continuación vamos a desarrollar las 5 técnicas de creatividad más populares y eficaces:

1. Brainstorming

El brainstorming o lluvia de ideas es posiblemente la técnica más mencionada en los equipos creativos de las empresas, un método bautizado por Alex Osborn que tiene como objetivo generar muchas ideas en poco tiempo. Se trata de una herramienta grupal, donde los participantes comparten sin filtro sus ideas y estas se van enriqueciendo con las intervenciones del grupo. Así, las ideas individuales pasan a formar conexiones, ser debatidas y seleccionadas. 

2. Mapa mental 

Esta técnica puede ser tanto grupal como individual y su método es anotar las ideas de forma gráfica. Para esta tarea es beneficioso apoyarse de flechas que conecten las ideas, colores e incluso dibujos. Ayuda a visualizar todas las ideas que están flotando en la mente y comprender cuáles de ellas tienen nexos en común o se pueden fusionar. Generalmente se parte de una idea o problema a modo de núcleo y de ahí se ramifican diversos caminos creativos. 

3. Método SCAMPER

Esta técnica creada por Bob Eberlee es una vía para entender y activar nuestro pensamiento creativo. Si sabemos cómo funciona podemos entrenarlo para que nos salga con más naturalidad. Los términos SCAMPER son los siguientes: Sustituir, Combinar, Adaptar, Modificar, Poner en otros usos, Eliminar y Reorganizar. Pensar en términos SCAMPER es una de las habilidades creativas que asegura una buena fluidez mental. 

4. Los 6 sombreros

En ocasiones es nuestra propia mente la que nos pone barreras y nos condiciona, limitando nuestra perspectiva. Por ello, los juegos de rol también son una buena técnica para dar con soluciones creativas. El método de los 6 sombreros de Edward de Bono es un claro ejemplo de cómo podemos descubrir nuevas ideas a través de la interpretación de 6 papeles: 

  • Sombrero blanco. Observa la realidad de forma objetiva y neutra, sin juicio ni tampoco implicaciones emocionales. 
  • Sombrero negro. Rebate las ideas con lógica negativa, pensando en lo que podría no funcionar o salir mal. Es un mecanismo de seguridad. 
  • Sombrero verde. Se asegura de que haya creatividad, originalidad e innovación. Se basa en el pensamiento lateral, apoyándose así en la provocación. 
  • Sombrero rojo. Es pasional y debe dejarse llevar por las emociones y la intuición. 
  • Sombrero amarillo. Al contrario que el negro, este sombrero se enfoca al pensamiento lógico positivo. Busca ventanas donde se cierran puertas y encuentra soluciones para cada problema.
  • Sombrero azul. Finalmente, en esta dinámica de grupo, el que lleva este sombrero tiene que abarcarlo todo y estructurar las ideas que vayan surgiendo. De esta forma, al final del proceso tomará una decisión. 

5. Las 7 estrategias creativas de Ponti  

Este autor español, doctor en economía y empresa, desarrolló una técnica de creatividad que parte de siete formas de pensar:

THINK ZEN: El zen es una práctica budista que consiste en el ejercicio constante de la meditación. Esta a su vez tiene el objetivo de alcanzar el nirvana, estado mental ajeno al pensamiento consciente, sin filtros ni prejuicios. El Think Zen equivale al estado de inspiración, calma y concentración necesario para la creación. 

THINK PO: Equivale a pensar provocativamente, llevando a desvelar obviedades sin sentido. La provocación origina la deconstrucción de la realidad y da lugar a ideas disruptivas. Una forma eficaz consiste en preguntarse “¿Por qué?”: “¿Por qué las botellas de agua son de cristal?” “¿Y por qué no?” “¿Y si hubiese un hotel sin habitaciones?“.

técnicas de creatividad

THINK OPEN: Observar otras realidades de manera holística. Saber mirar. Saber escuchar. Hacer transferencias de una realidad a otra. La estrategia del Think Open destierra la idea del genio creativo que actúa en solitario. La creatividad para ser auténtica y generar innovaciones de valor debe ser abierta. Debe tener en cuenta lo que ocurre en otros ámbitos y aprender de ellos. 

THINK FLOW: Pensar con fluidez para ampliar el registro mental y potenciar la capacidad de cambio de perspectiva. Para ser creativo hay que tener fluidez mental. 

THINK & DRAW: Hacer visibles las ideas. Las personas creativas muchas veces acompañan con imágenes su pensamiento. O, como dice Peter Gabriel, el propio pensamiento ya fluye en términos de imágenes, que solo es necesario plasmar gráficamente a través de algún medio. El mapa mental, como veíamos antes, es una forma de expresar una idea. 

THINK HAPPY: Es imposible tener buenas ideas e innovar si no hay diversión en el proceso. Cuando hablamos de diversión hablamos de alta motivación. Sin optimismo no hay fuerza creativa. 

THINK TEAM: Utilizar herramientas de fertilización cruzada, sumar energías, multiplicar esfuerzos, compartir conocimiento. El mito del genio creador y solitario rara vez se da. 

Cómo desarrollar la creatividad en arte, dibujo y diseño

Como hemos visto, la creatividad es una aptitud que se puede entrenar a través de distintas técnicas, algunas de ellas muy metódicas y organizadas. En cambio, no podemos olvidar la clásica forma de pensar con papel y lápiz. Si te apasiona el arte, el dibujo o el diseño, estos tips sobre cómo desarrollar la creatividad son para ti:

máster en técnicas de creatividad

  1. Estudia las reglas básicas. Reglas y creatividad parecen palabras opuestas, pero en este caso te será realmente útil formarte como es debido en bases artísticas, colorimetría, proporciones… Así podrás seleccionar qué reglas quieres seguir, cuáles romper o cuáles redefinir. 
  2. Lleva siempre contigo una libreta o sketchbook. Nunca sabes cuándo te va a surgir una nueva idea de diseño o dibujo. Como dijo Picasso: “cuando llegue la inspiración, que me encuentre trabajando”. O en este caso, que te encuentre con el material a mano. 
  3. Mantente al día de las últimas tendencias en arte y diseño. Busca en redes sociales, sigue a perfiles que te inspiren, lee revistas especializadas o cómprate libros profesionales. La creatividad también se compone de conocimientos y referencias.
  4. Utiliza técnicas creativas. Puedes tomar una idea y aplicar distintos recursos como la metáfora, la sustitución de elementos, la exageración o la recontextualización.

Creatividad e innovación: ¿por qué deben ir de la mano? 

La creatividad y la innovación no pueden existir la una sin la otra. La creatividad hace referencia al mundo de las ideas, mientras que la innovación al mundo de la acción. O en otras palabras, la creatividad crea el concepto y la innovación lo lleva a cabo a través de un proceso. Por ello, la creatividad sin innovación se queda en el aire y la innovación sin creatividad no sería realmente novedosa.

Cursos relacionados que pueden ser de tu interés:

  1. Curso de Diseño UX/UI para web Iniciación
  2. Curso de Diseño UX/UI para web Avanzado
  3. Curso Especializado en Diseño Gráfico y Arte Final

Dar con caminos que nos conduzcan de la creatividad a la innovación puede ser frustrante o complicado, pero para ello compartimos contigo otra técnica creativa basada en la reformulación. El reencuadre o reframing significa literalmente «colocar algo en otro marco», lo que se traduce como  “reinterpretar” el significado de las situaciones.

máster en diseño y creatividad

A la hora de solventar un problema nos puede ser muy útil cambiar el enfoque de la situación. Con un nuevo punto de vista se descubren aspectos que permanecían ocultos y aparecen soluciones singulares. Nos permite ir del problema a la innovación a través de la creatividad. Las diferentes técnicas de reframing son las siguientes:

  • Del marco-problema al marco-objetivo: el marco-problema nos lleva a centrarnos en los síntomas de una situación indeseable y en las causas que la provocan. Mientras que el marco-objetivo nos lleva a pensar en las metas y resultados deseados, así como en qué recursos necesitamos. Mediante este reencuadre, transformamos las afirmaciones de problemas en afirmaciones de objetivos. 
  • Del marco-fracaso al marco-realimentación: consiste en centrarse en el aprendizaje que conllevan los errores y fracasos, más que en el fracaso en sí; sacando partido de la información para poder corregir y mejorar. 
  • Del marco-imposibilidad al marco “como si”: se trata de actuar “como si” ya se hubiera conseguido el objetivo o estado deseado. Eliminar el prejuicio y situarnos en un nuevo escenario. 
  • Del marco-objetivo al marco-otro-objetivo: un objetivo inicial determina qué se considera importante y exitoso y qué no. Sin embargo, puede perder relevancia en favor de otros objetivos. No debe confundirse con el conformismo, sino entenderse como una revaluación de intereses. 
  • Cambiar el tamaño del marco: ampliar la perspectiva, el campo de visión. Redimensionar: de corto a largo plazo y de particular a colectivo.

Fórmate en creatividad y diseño 

Aplica estos consejos a tu vida diaria o a tus proyectos personales y verás como poco a poco tu creatividad va evolucionando. Recuerda que lo más importante es no rendirse y estar siempre en activo, ya sea creando o investigando. Otra vía perfecta para avanzar hacia una mente más creativa es la formación a través de cursos, másteres o workshops. En ellos conocerás a gente como tú y aprenderás de las experiencias de los mejores profesionales.

Otro curso relacionado con el diseño es el curso Programación Web Full Stack y diseño de páginas web.

Si quieres poner en práctica todas estas técnicas y convertirte en un profesional de la creatividad y el diseño, descubre nuestro Máster en Diseño Gráfico y Creatividad. En él aprenderás a dominar las diferentes disciplinas, procesos y lenguajes del diseño gráfico, al tiempo que entrenas tu creatividad.